BIENVENIDOS AMIGOS PUES OTRA VENEZUELA ES POSIBLE. LUCHEMOS POR LA DEMOCRACIA LIBERAL

LA LIBERTAD, SANCHO, ES UNO DE LOS MÁS PRECIOSOS DONES QUE A LOS HOMBRES DIERON LOS CIELOS; CON ELLA NO PUEDEN IGUALARSE LOS TESOROS QUE ENCIERRAN LA TIERRA Y EL MAR: POR LA LIBERTAD, ASÍ COMO POR LA HONRA, SE PUEDE Y DEBE AVENTURAR LA VIDA. (MIGUEL DE CERVANTES SAAVEDRA) ¡VENEZUELA SOMOS TODOS! NO DEFENDEMOS POSICIONES PARTIDISTAS. ESTAMOS CON LA AUTENTICA UNIDAD DE LA ALTERNATIVA DEMOCRATICA

domingo, 6 de septiembre de 2015

JOSE ANGEL BORREGO, EDITORIAL, ODIO Y TEMOR


El Odio y el Temor caminan parejos. Uno al lado del otro. Es posible que con temor no exista odio sino que aquél sea un evento pasajero; pero en el mayor de los casos el temor obedece a un sentimiento de Odio profundo impulsado por la casi certeza de que un beneficio, un privilegio, una persona amada o un bien, pueden perderse. 

Si tenemos un ser querido con enfermedad terminal somos capaces de expresar odio hasta al mismísimo Dios, obnubilados por un dolor que obceca. 

Creemos ver una injusticia del Ser Supremo si alguien que nos duele fallece. Con raras excepciones llega el momento en que nos convencemos (quienes no somos ateos) de que las decisiones de Dios, aparte de inapelables habrán tenido alguna justificación, por crueles que nos parezcan. Eso denota que el Odio fue temporal y no existe como sedimento. 

Pero el Odio Terminal, por denominarlo de alguna forma, es tan voraz como el más voraz de los cánceres. Destruye el alma inmisericordemente y con ello corroe todo a su paso porque necesita destruir para saciar al espíritu contaminado por Odio Supremo. 

En poca gente hemos conocido, o supuesto, ese Odio Supremo. No recordamos nada de Pérez Jiménez más allá de su partida. Apenas teníamos 12 años y no se hablaba de política en esos tiempos. Luego vimos desfilar a todos los presidentes hasta Caldera en su segundo mandato sin percibir Odio Supremo en ellos ni en sus oponentes. Los más enconados guerrilleros nunca odiaron a nadie. Se comentó que el Che Guevara se apartó de los Castro opuesto al odio impreso en los fusilamientos. 

Pero vimos Odio Supremo en Chávez sin pizca de duda al respecto. Y lo confesamos: NO hemos visto Odio en Maduro. El Presidente asume posturas que son hasta ridículas pero no destilan odio. Quizás rabia, descontento, frustración, desesperación, incomprensión y desde luego mucho temor. No, odio. No podemos decir lo mismo de Diosdado Cabello. El monaguense SÍ destila Odio Supremo, en especial desde que Chávez testó en favor de Maduro. Todas sus acciones son a base de Odio. Se percibe ese odio de Diosdado en todas sus apariciones. Y mucho temor..! Y cómo nos agradaría que Diosdado fuera la figura para la ponderación en el país.

José Angel Borrego
periodistaborrego@gmail.com

@periodistaborr1

EL ENVÍO A NUESTROS CORREOS AUTORIZA PUBLICACIÓN, SIN COMUNISMO UN MUNDO MEJOR ES POSIBLE, ESTO NO PUEDE CONTINUAR, TERCERA VIA, DESCENTRALIZAR, DESPOLARIZAR, RECONCILIAR, DEMOCRACIA PARLAMENTARIA, LIBERTARIO ACTUALIDAD NACIONAL, VENEZUELA, NOTICIAS, ENCUESTAS, ACTUALIDAD INTERNACIONAL,

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Comentario: Firmar con su correo electrónico debajo del texto de su comentario para mantener contacto con usted. Los anónimos no serán aceptados. Serán borrados los comentarios que escondan publicidad spam. Los comentarios que no firmen autoría serán borrados.