BIENVENIDOS AMIGOS PUES OTRA VENEZUELA ES POSIBLE. LUCHEMOS POR LA DEMOCRACIA LIBERAL

LA LIBERTAD, SANCHO, ES UNO DE LOS MÁS PRECIOSOS DONES QUE A LOS HOMBRES DIERON LOS CIELOS; CON ELLA NO PUEDEN IGUALARSE LOS TESOROS QUE ENCIERRAN LA TIERRA Y EL MAR: POR LA LIBERTAD, ASÍ COMO POR LA HONRA, SE PUEDE Y DEBE AVENTURAR LA VIDA. (MIGUEL DE CERVANTES SAAVEDRA) ¡VENEZUELA SOMOS TODOS! NO DEFENDEMOS POSICIONES PARTIDISTAS. ESTAMOS CON LA AUTENTICA UNIDAD DE LA ALTERNATIVA DEMOCRATICA

sábado, 19 de septiembre de 2015

NEURO J. VILLALOBOS RINCÓN, EL RÉGIMEN SE CONDENÓ

 “No conseguirán un nuevo mundo aquellos que se mantienen al margen de brazos cruzados, sino aquellos que están en el frente con las vestiduras rasgadas por la tormenta. . . . .” Nelson Mandela.
Leopoldo López se ha convertido en un caso emblemático y fiel expresión del sufrimiento de la injusticia a que se ven sometidos los presos y perseguidos políticos en Venezuela. Es el camino de la amargura que espera a quienes tienen la valentía de ejercer su liderazgo y enfrentar el oprobio de un régimen tiránico y absolutista. Son experiencias amargas  que siempre rinden dulces frutos.
Es una condición histórica que los líderes se formen por su osadía, su capacidad de sacrificio, por la firme convicción y defensa de sus ideas y por sus ansias de libertad y de justicia. Esa noción de la justicia como la precisara el magnífico escritor José Saramago, comunista confeso, pero, supongo que idealista decepcionado como muchos: “la que no se envuelve en túnica de teatro y nos confunde con flores de vana retórica judicial, sino una justicia para lo cual lo justo sería el sinónimo más exacto y riguroso de lo ético, una justicia que llegue a ser tan indispensable para la felicidad del espíritu como indispensable para la vida es el alimento del cuerpo. Sobre todo, una justicia en la que se manifestase, como ineludible imperativo moral, el respeto por el derecho a ser que asiste a cada ser humano.”
Los tiranos se ceban con el cuerpo porque no pueden encadenar el espíritu; la libertad de conciencia de los líderes y su defensa a expresar sin temor lo que piensan es lo que molesta a los dictadores, lo cual confirma lo que ya expresara Nelson Mandela, ese gran líder Sudafricano preso injustamente por veintisiete años por luchar por sus ideales: “Las cadenas del cuerpo son a menudo las alas del espíritu”.
Un mensaje de esperanza debe llegar al alma de los encadenados venezolanos. Está cercano el día en que podrán andar libremente por las calles de la Venezuela que todos los demócratas anhelamos, porque somos una mayoría que ha recobrado el sentido del orgullo nacional y está dispuesto a rescatar el respeto de la dignidad humana en un país libre, porque nos asiste el derecho a la objeción de conciencia que nos impulsa a rebelarnos contra las injusticias y arbitrariedades de un régimen que no tiene alma ni lo inspira una misión sagrada.
Con la condena a Leopoldo éste régimen se condenó a sí mismo al desprecio colectivo más absoluto. Ante la terca realidad que nos conmueve, no es posible colocarse una venda que haga translúcida la conciencia y se acepte como algo normal la injusticia.
Neuro Villalobos
nevillarin@gmail.com
@nevillarin

EL ENVÍO A NUESTROS CORREOS AUTORIZA PUBLICACIÓN, SIN COMUNISMO UN MUNDO MEJOR ES POSIBLE, ESTO NO PUEDE CONTINUAR, TERCERA VIA, DESCENTRALIZAR, DESPOLARIZAR, RECONCILIAR, DEMOCRACIA PARLAMENTARIA, LIBERTARIO ACTUALIDAD NACIONAL, VENEZUELA, NOTICIAS, ENCUESTAS, ACTUALIDAD INTERNACIONAL,

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Comentario: Firmar con su correo electrónico debajo del texto de su comentario para mantener contacto con usted. Los anónimos no serán aceptados. Serán borrados los comentarios que escondan publicidad spam. Los comentarios que no firmen autoría serán borrados.