BIENVENIDOS AMIGOS PUES OTRA VENEZUELA ES POSIBLE. LUCHEMOS POR LA DEMOCRACIA LIBERAL

LA LIBERTAD, SANCHO, ES UNO DE LOS MÁS PRECIOSOS DONES QUE A LOS HOMBRES DIERON LOS CIELOS; CON ELLA NO PUEDEN IGUALARSE LOS TESOROS QUE ENCIERRAN LA TIERRA Y EL MAR: POR LA LIBERTAD, ASÍ COMO POR LA HONRA, SE PUEDE Y DEBE AVENTURAR LA VIDA. (MIGUEL DE CERVANTES SAAVEDRA) ¡VENEZUELA SOMOS TODOS! NO DEFENDEMOS POSICIONES PARTIDISTAS. ESTAMOS CON LA AUTENTICA UNIDAD DE LA ALTERNATIVA DEMOCRATICA

miércoles, 2 de septiembre de 2015

MIGUEL BAHACHILLE, ¿SEGUIREMOS VOTANDO POR ESTO EL 6-D?

Las expectativas del venezolano están en baja. La pasividad agrupada se está imponiendo sobre la razón. Describimos sumisiones indignas como las colas y más de 25.000 asesinatos al año (Observatorio Venezolano de Violencia), como ¡algo que sucede! Es normal que coexistan diversas valoraciones sobre realidades políticas, sociales y económicas. Sin embargo la paz pública y estabilidad personal son Derechos Humanos irrenunciables.
A través de costosas propagandas, el gobierno insiste en forjar conductas sociales fundadas en la abstracción y pobreza. Se le pide al pueblo que no piense; que no viva en reciprocidad con su tradición cultural sino aletargado con un patrón que día a día lo degrada. Por ejemplo, la limitación para adquirir el alimento bíblico más antiguo y hasta sacro, como el pan, es una condena velada a la mendicidad.
Bajo ese degradante aserto que estimula el éxodo de jóvenes y de las fuerzas productivas del país, se le pide al vecino que omita la traza destructiva del proceso que no deja piedra sobre piedra y se adhiera a la “revolución bonita”. Esa disertación fullera busca que el pueblo se “entretenga” por ejemplo con conductas de algún depravado, como el descuartizador, para hacer caso omiso de reparos más vastos como la escasez, inseguridad y la corrupción.
El gobierno, sujeto al dogma de la indolencia, echa el resto tratando de negar o justificar inmensos apremios del ciudadano. Basta revisar cualquier hecho casual o permanente que le “incomode” para corroborarlo. “La revolución humanista no comete errores; puro aciertos”. “Los conflictos, muy ocasionales, en su expresión como en su origen son suscitados por la oposición apátrida; no por ineptitud del régimen”. Veamos en qué gasta el tiempo mientras se acentúan los saqueos, colas y la criminalidad.
Inventa la historia a su gusto, modifica el rostro de Bolívar, cambia  el nombre de Ministerios e Institutos Autónomo, o lo que se le ocurra a algún afiebrado “con poder”vestido de rojo. No obstante el incremento de la indigencia, se insiste con parodias inútiles como “la guía revolucionaria del lenguaje” que distingue los géneros en mentís de La Academia de la Lengua. Por ejemplo ha de diferenciarse la palabra “Cadete” de “Cadeta”. También se corregirán asertos que “atentan contra la dignidaddel pueblo”. Veamos:
No es persona mayor sino gente de edad avanzada. No es indigente sino alma que experimenta pobreza. No es rico sino que ostenta riqueza material. No es menor indigente sino niño de la Patria. No es obeso sino de tamaño grande. No es homosexual sino amante del mismo sexo. No es abuso policial sino fuerza controlada. La lista con tantas tonterías se hace interminable mientras el pueblo padece la más severa merma de calidad de vida en los últimos 100 años.
De nada servirá al gobierno la costosa propaganda internacional para resaltar los avances de este humanista y revolucionario modelo si antes no indaga cómo son “las colas” en Colombia, Perú, Uruguay, Bolivia, Argentina, Ecuador, entre otros. A lo interno es inútil cualquier cuña populista con o sin la imagen de Chávez. Todo el país, por igual, sufre los efectos de la terrible crisis. Basta advertir los actos violentos, cada vez más frecuentes, en supermercados o farmacias para evaluar el auténtico talante de esta naufragada utopía.  
La imposición compulsiva de un peregrino colectivismo, insistido por civiles y militares afectos al régimen, atenta contra la heterogeneidad cultural del venezolano ganada con grandes esfuerzos a lo largo de su historia republicana. Los cambios sociales no cuajan por la ocurrencia caprichosa de alguien sino por aquiescencia de la mayoría. Las encuestas serias revelan que este raro socialismo fracasó y que la mayoría ansía cambios urgentes. De allí la valor del voto el 6-D. El venezolano decidirá entonces si está conforme con el actual estatus.
Miguel Bahachille M.
miguelbmer@gmail.com
@MiguelBM29
EL ENVÍO A NUESTROS CORREOS AUTORIZA PUBLICACIÓN, SIN COMUNISMO UN MUNDO MEJOR ES POSIBLE, ESTO NO PUEDE CONTINUAR, TERCERA VIA, DESCENTRALIZAR, DESPOLARIZAR, RECONCILIAR, DEMOCRACIA PARLAMENTARIA, LIBERTARIO ACTUALIDAD NACIONAL, VENEZUELA, NOTICIAS, ENCUESTAS, ACTUALIDAD INTERNACIONAL,

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Comentario: Firmar con su correo electrónico debajo del texto de su comentario para mantener contacto con usted. Los anónimos no serán aceptados. Serán borrados los comentarios que escondan publicidad spam. Los comentarios que no firmen autoría serán borrados.