BIENVENIDOS AMIGOS PUES OTRA VENEZUELA ES POSIBLE. LUCHEMOS POR LA DEMOCRACIA LIBERAL

LA LIBERTAD, SANCHO, ES UNO DE LOS MÁS PRECIOSOS DONES QUE A LOS HOMBRES DIERON LOS CIELOS; CON ELLA NO PUEDEN IGUALARSE LOS TESOROS QUE ENCIERRAN LA TIERRA Y EL MAR: POR LA LIBERTAD, ASÍ COMO POR LA HONRA, SE PUEDE Y DEBE AVENTURAR LA VIDA. (MIGUEL DE CERVANTES SAAVEDRA) ¡VENEZUELA SOMOS TODOS! NO DEFENDEMOS POSICIONES PARTIDISTAS. ESTAMOS CON LA AUTENTICA UNIDAD DE LA ALTERNATIVA DEMOCRATICA

lunes, 7 de septiembre de 2015

CLAUDIO FERMÍN, LA TRETA DE MADURO

El curso diplomático que Venezuela tomó en 1962, cuando Betancourt reclamó ante Naciones Unidas los límites con Gran Bretaña en el Esequibo, ha ido perdiendo vigor en virtud de la conducta negligente de Chávez y Maduro en los últimos dieciséis años.
Asumieron las tesis de Fidel Castro, quien con amargura ha sostenido que el reclamo de Venezuela es una acción imperialista contra un pequeño país.
Chávez, para agradar a su jefe y para dárselas de líder de naciones caribeñas cercanas a Guyana, fue permisivo y el país vecino desarrolló actividades económicas en la región esequiba hasta llegar a lo de hoy, cuando desconocen el reclamo venezolano.
Dado que la altanería guyanesa era ya de conocimiento general, poniendo en evidencia el abandono de nuestras fronteras y el entreguismo de una clase política que prefirió hacerle carantoñas al régimen cubano y al brasileño Lula, factores que torpedean el reclamo venezolano del Esequibo, Maduro intentó mostrarse como nacionalista.
Insultó a las autoridades guyanesas. Alardeó. Encadenó televisoras y radios para venderse como defensor de la integridad territorial.
Creía que lograría distraernos del penoso desabastecimiento que padecemos, consecuencia de tres lustros de graves errores en la conducción de la economía, el desmantelamiento del aparato productivo y la corrupción. No hay comestibles. No hay cauchos ni repuestos para automóviles. No hay medicinas. No hay ni real en los cajeros.
Maduro y sus ministros, asiduos visitantes a Cuba, fueron frenados. Había que dejar de fastidiar a Guyana porque eso contrariaba la tesis de Castro y creaba antipatías a Cuba en los gobiernos caribeños miembros de la Commonwealth británica.
No se les ocurrió otra cosa que mirar hacia la otra frontera. Tenían que inventar algo lo suficientemente dramático para desviar la atención de las decenas de asesinatos semanales que ocurren en el país. Algo que amainara los reclamos que millones de amas de casa y vecinos hacen en las colas. Colas para el aceite, para la harina, para la leche. Colas para todo.
Y así fue como empezó la expulsión, maltrato y violación de Derechos Humanos de miles de colombianos inocentes que ahora son acusados de ser culpables del desabastecimiento, de la delincuencia y de todo cuanto el cogollo chavista ha sido incapaz de resolver.

Claudio Fermin
claudioefm@gmail.com
@claudioefermin

EL ENVÍO A NUESTROS CORREOS AUTORIZA PUBLICACIÓN, SIN COMUNISMO UN MUNDO MEJOR ES POSIBLE, ESTO NO PUEDE CONTINUAR, TERCERA VIA, DESCENTRALIZAR, DESPOLARIZAR, RECONCILIAR, DEMOCRACIA PARLAMENTARIA, LIBERTARIO ACTUALIDAD NACIONAL, VENEZUELA, NOTICIAS, ENCUESTAS, ACTUALIDAD INTERNACIONAL,

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Comentario: Firmar con su correo electrónico debajo del texto de su comentario para mantener contacto con usted. Los anónimos no serán aceptados. Serán borrados los comentarios que escondan publicidad spam. Los comentarios que no firmen autoría serán borrados.